“Implementación de un protocolo intrahospitalario de actuación rápida de enfermería en el código ictus”

Estela Sanjuan

Resumen


Introducción: El tiempo es un factor clave en el tratamiento y pronóstico del ictus. La organización extra e intrahospitalaria debe orientadarse a tratar el mayor número de pacientes en el menor tiempo posible. Nuestro centro ha implementado un protocolo para tratar a los pacientes directamente en el escáner (CI-TAC) o sala de angiografía (CI-Angio) con una enfermera de la Unidad de Ictus (UI).

Objetivos: Evaluar la viabilidad y seguridad de incorporar una enfermera de la UI en la asistencia a pacientes que llegan a urgencias mediante los circuitos CI-TAC y CI-Angio, y valorar su impacto en los tiempos de reperfusión, así como su satisfacción.

Metodología: Estudio descriptivo de pacientes consecutivos atendidos mediante circuito código ictus (CI) entre Marzo 2015-2018. Se compararon con datos de Febrero 2014-2015.

Resultados: Se atendieron 903 CI, con una media de 1,2 CI/día. Recibieron reperfusión 502 (55,6%). Los tiempos puerta-aguja y puerta-punción fueron de 24 y 39 minutos, significativamente inferiores (p<0,001) al período anterior, 43 y 93 minutos respectivamente. La enfermera atendió los CI en 26±10min, y en los 3años no se encontraron problemas graves de seguridad o viabilidad. En cuanto a satisfacción de enfermería (n=21, 100%), pese a que el 95% refirieron que aumentaba sus cargas de trabajo, el 100% consideran que es beneficioso para el paciente y el 95% que se debería seguir aplicando.

Conclusiones: La reorganización asistencial del CI en nuestro centro ha impactado positivamente en los tiempos de reperfusión de forma segura para pacientes y profesionales de la UI.


Palabras Clave


Enfermería, ictus, fibrinolisis, código ictus, organización